El Convento de Calimaya

Ex convento y parroquia de Calimaya

Edificio de la parroquia de Calimaya fue construida por los misioneros franciscanos.

Foto: Emilio Gandarilla Avilés

OEM

Informex

Organización Editorial Mexicana

Por los Rincones de México

Emilio Gandarilla Avilés

El pueblo de Calimaya fue fundado alrededor del año 800 de nuestra era por familias pertenecientes a la etnia matlatzinca, que se asentaron en el Valle de Toluca, Estado de México.

Los aztecas, en su expansión, dominaron esta región y obligaron a todos los pueblos a entregarles tributo. Después de que se efectuó la conquista por los españoles de Cortes, hicieron su arribo a esta población en el año de 1524 los misioneros franciscanos, para adoctrinar a los naturales en la religión católica, de inmediato ordenaron la edificación de ermitas, iglesias y conventos.

En Calimaya se edificaron en el año de 1561, una iglesia y un convento dedicándolos a San Pedro y San Pablo, santos que fueron designados patronos de la población, la iglesia fue elevada, más tarde, a la categoría de parroquia, el convento fue uno de los más grandes que se construyeron en la región.

Anexos al convento se edificaron las capillas abiertas para los indígenas, el atrio que tiene grandes dimensiones, varias cruces atriales, así como las capillas posas en las esquinas del atrio y la capilla dedicada a la tercera orden de los franciscanos.

La parroquia tiene una enorme nave, su techo esta formado por varias cúpulas; en las paredes existen valiosas pinturas y esculturas de santos, sobresalen la famosa obra pictórica de Miguel Cabrera “La Virgen de la Luz” y un Cristo en la Cruz, elaborado con bagazo de caña, está ubicado sobre el altar principal.

El 29 de julio los tres mayordomos para la fiesta mayor de Calimaya, en honor de los santos patrones, organizan grandes festejos con novilladas, peleas de gallos, bailes populares, danzas regionales, comidas para todos los habitantes del pueblo, en la noche gran romería con castillos de luces, cohetes y una feria con todas sus diversiones.

Visitar estos edificios es muy interesante por el estilo especial de su arquitectura tanto de la parroquia como de las capillas y lo poco que queda en pie del ex convento.

Se llega a este lugar, desde la ciudad de México, tomando la carretera para Toluca, al llegar a esta ciudad, se sigue por el camino a Teotenango, antes de llegar a este sitio se encuentra la desviación para Calimaya, la parroquia y el ex convento están en el centro de la población.

Esta entrada fue publicada en Mundo.