Al criar a los niños como si fueran sólo de la mamá, se nos aísla y abandona

Al criar a los niños como si fueran sólo de la mamá, se nos aísla y abandona
Reyes Martínez Torrijos
La Jornada

La pandemia de Covid-19 nos propinó un golpe muy duro en nuestro sistema existencial de los afectos y de los cuidados en el momento en que nos vimos privados del otro, dice Sara Schulz, autora de uno de los textos del libro Mucha madre.

La situación, añade Sara, nos acicateó a hablar “de dónde estamos parados en relación con los cuidados no sólo de los niños sino de las personas mayores. Al principio hubo esta demanda para comprender que el virus tal vez no nos afectaría, pero teníamos que poner por delante a los otros porque los necesitamos y nos necesitamos.

Esa es una gran enseñanza y, también, comprender que tenemos que cambiar la manera en que criamos a los niños como si fueran sólo de las mamás, es decir, son la infancia de la comunidad y tenemos que repensar cómo están diseñados los períodos de gestación y posparto, donde la mujer está aislada, vive mucha soledad y abandono.

La editora menciona que muchas cuestiones se están reconfigurando en la pandemia. Estamos viviendo un cambio de paradigma, donde ahora tal vez los hombres se han dado cuenta de la implicación de estar en la casa, organizarla y tener la demanda de los niños. Eso no se vivía.

El libro coeditado por Almadía y la Universidad Autónoma de Nuevo León, agrega Schulz, “es mucho compartir, comunicar y visibilizar lo que las mujeres sabemos, pero que muchas veces no sabemos que compartimos. Uno de sus aportaciones principales es crear comunidad entre nosotras.

Es tratar de cuestionar las narraciones absolutas o idealizadas de la maternidad y ponerlas por enfrente, desde la subjetividad, para que se resquebraje esa noción de perfección o de la mujer profesionista pero también mamá perfecta o mujer entregada a los hijos.

Esta entrada fue publicada en Mundo.