Escanelilla: La Molienda

Escanelilla: La Molienda 

A principios del mes de febrero hasta mediados de marzo tiene verificativo anual “La Molienda“, tradición popular que consiste en llevar a cabo el corte de caña de azúcar, aún cuando en la región serrana en la actualidad son pocas las porciones de tierra donde se cultiva. 

Una vez realizado el corte de la caña se procede a extraer su jugo a través del trapiche. Existen varios tipos de trapiche, unos funcionan mediante la caída del agua y otros a través de rotación circular con bestias. El trapiche posee dos rodillos que son accionados por engranes; de un extremo se introduce la caña que, al ser presionada por ambos rodillos, permite la extracción del jugo. Del extremo contrario sale el bagazo de la caña, el cual se apila a la intemperie, ya que una vez seco sirve de combustible para el horno. El jugo de la caña es conducido por canales especiales hasta un recipiente, un cajete de barro, de donde se pasa a grandes tinas ubicadas en el horno donde será sometido a tres temperaturas diferentes. 

Cuando el jugo se somete a la temperatura más alta, el agua se evapora; luego se pasa al segundo recipiente de temperatura más baja, donde se va formando la melaza o sea la pura miel, para luego ser pasado al tercer recipiente, donde un experto catador -persona con experiencia adquirida en el oficio- da el punto adecuado para que la melaza sea depositada en moldes de barro con forma de pilón (de donde se deriva la palabra piloncillo).   

Deja un comentario