Periodistas vejados por soldados

Violacion de Derechos

  

  

Humanos a pwriodistas

Por soldados 

 

 

Fueron detenidos, incomunicados y sometidos a tratos degradantes por militares, afirmó el organismo.

AFP 

Al menos cuatro periodistas que cubrían un operativo militar en agosto de 2007 en Coahuila fueron detenidos, incomunicados y sometidos a tratos degradantes por elementos del Ejército mexicano, informó la Comisión Nacional de Derechos Humanos (CNDH).

Los cuatro comunicadores “que cubrían el desarrollo de un operativo militar en Monclova fueron víctimas de detención, retención, incomunicación y privación ilegal de la libertad por personal militar durante casi 16 horas”, dijo hoy lunes la CNDH en un comunicado de prensa.

La comisión emitió una recomendación dirigida a Guillermo Galván, secretario de Defensa Nacional, en la que acredita las violaciones a las que fueron sometidos los cuatro periodistas y pide que “se les indemnice y se reparen los daños”.

La noche del 7 de agosto de 2007 los reporteros acudieron a cubrir un supuesto operativo militar y al ver que el convoy de soldados ingresaba a un cuartel se retiraron, pero calles más adelante fueron interceptados por militares que los “obligaron a descender de su automóvil, los amagaron e interrogaron”, agregó la CNDH.

A los periodistas “les vendaron los ojos, los esposaron, los golpearon, les imputaron posesión de enervantes, de armas y cartuchos de uso exclusivo de las Fuerzas Armadas, así como de pertenecer a una célula de Los Zetas“, brazo armada del cártel del Golfo, indicó el comunicado.

De acuerdo con la CNDH, la autoridad militar, responsable de juzgar y castigar a los uniformados implicados, decidió archivar el caso con el argumento de que murió el militar que estuvo a mando del pelotón que cometió esa falta.

“El análisis de las evidencias permitió que la CNDH acreditara diversas contradicciones entre los hechos y el parte militar”, precisó la comisión.

El gobierno mexicano desplegó en diciembre de 2006 más de 36 mil militares a lo largo del territorio nacional para combatir a los cárteles de la droga, que han dejado 9 mil 600 muertos desde 2008.

Human Rights Watch (HRW) ha expresado preocupación por “abusos graves” de los militares mexicanos durante operativos contra el narcotráfico.

Esta entrada fue publicada en Mundo.