El Añorado “Cine-Teatro Alameda” en Querétaro

El Cine-Teatro ALAMEDA en Querétaro

Margarita Ladrón

El secretario de obras públicas municipales, Luis Vázquez Cepeda habló en entrevista exclusiva para Barroco sobre el proyecto de restauración que inició en marzo de 2007 y que tiene un costo de 64 millones 200 mil pesos, y reveló que “la idea es dejarlo con la decoración original, siendo lo que fue para todos los queretanos ¿por qué no regresarlo como estaba? No tiene caso cambiarlo”.

Los queretanos recordamos las matinés dominicales, las películas del Santo y a los niños que jugaban frente a la pantalla antes de que empezara la función; Vázquez Cepeda también tiene esos recuerdos “es un espacio querido por los queretanos y fue el INAH el que decidió que se mantuviera tal y como está”.

En la administración municipal de Rolando García (2000-2003) se estimaba un presupuesto, sin haber proyecto ejecutivo, de 200 millones de pesos. “Con la administración de Manuel González Valle se tomó la decisión de rescatarlo y cuando hicimos el estimado se vio que no son los 220 millones sino una inversión mayor” ya que se pretende construir la fachada que se proyectó en el diseño original pero que nunca se llevó a cabo en 1946. “Estamos viendo con el INAH cuál es la fachada que le vamos a poner al teatro, por lo que se trata de una inversión cercana a los 640 millones de pesos” informó también que esperan definir a principios del próximo año cuál será el diseño de fachada.

Del presupuesto actual de 64 millones, se aportó de manera tripartita con el Fondo Nacional para la Cultura y las Artes, el gobierno del estado y el municipio de Querétaro. Y los trabajos consisten en: reestructuración de la cubierta, restauración de acabados interiores, instalación eléctrica, hidráulica y especiales con materiales y técnicas de vanguardia; rehabilitación de butacas, pantalla, telón y accesorios; se construirán, donde estuvo la sala Alameda III, talleres de confección y utilería, camerinos múltiples e individuales, sala de estar, baños, sala de cambios rápidos y cuarto de máquinas; habrá cabina de proyección, luz, sonido y filmoteca. Se ampliará el escenario para dejarlo con una medida de 170 m2.

Vázquez Cepeda explica que el rescate consiste en dos cosas “el cascarón del teatro no tiene la capacidad para soportar las cargas del equipo que se le va a colocar y el edificio no tiene una cimentación que soporte todo lo nuevo entonces estamos reforzando todo el edificio; por otro lado, vamos a tener que engrosar los muros a efecto de poder darle al edificio la capacidad necesaria”. Se espera que esta etapa quede terminada en mayo de 2009.

Según el ingeniero Jorge Villamil coordinador de obras públicas en el Centro Histórico, se espera que el aforo sea de entre 900 y mil personas.

“Se contratará a empresas especialistas en el rescate de inmuebles: las butacas, aire acondicionado, restauración, etc. porque es un trabajo muy especializado”.

¿Se hizo licitación?

“No se licitó la obra porque la Ley misma permite que cuando hay una obra de tan alta especialidad y no exista en el padrón de proveedores del municipio, se contrata por especialidad. La obra civil que se está ejecutando actualmente en el cascarón del cine sí se licitó nacionalmente y el contrato lo obtuvo una empresa de Morelia, cuyo contrato es de un monto de 13 millones 443, 245 pesos, para la primera parte. Iremos contratando las otras partes por especialidades”.

¿Esta es la obra de infraestructura cultural más importante de la actual administración municipal?

“Sí, por que es un inmueble importante y querido por los queretanos; y es importante también para el apoyo a la cultura”.

La desventaja es que no cuenta con estacionamiento y tampoco está proyectado en esta administración la construcción de uno en el Centro Histórico. La restauración del cine Alameda para hacer un teatro fue un compromiso de campaña y uno de los primeros proyectos del actual alcalde Manuel González Valle.

El cine había sufrido del abandono y deterioro. Quizá su declive empezó en 1978, cuando se le construyeron dos salas más, siguiendo con la idea de progreso que impulsó el gobernador de entonces Antonio Calzada. Pasaron los años y para 1988 el cine estaba descuidado, anticuado en su equipo y los herederos del dueño Luis R. Montes decidieron venderlo a Juan Arturo Torreslanda, quien apechugó con el pago de indemnizaciones a los trabajadores. El cine cerró sus puertas en 1994 y el municipio lo adquirió dos años después. La gestión del conservatorio, la UAQ, el colegio de Arquitectos y un grupo de personas encabezadas por el cronista Eduardo Loarca, logró que se rescatara la sala que hoy es el cineteatro, pero el proyecto de Teatro de la Ciudad nunca se realizó.

El 29 de mayo de 2005, BARROCO publicó un reportaje sobre las condiciones de abandono de la sala más grande del cine Alameda. Sergio Arturo Venegas Alarcón escribía en El Cine Alameda, un viejo olvidado: Algo de la historia de Querétaro y su sociedad se va con estos gigantes del tiempo de oro del cine, olvidados por el desarrollo y los intereses particulares.

Hoy, el cine Alameda está siendo restaurado y promete renacer con su belleza original, como el ave fénix.

CAJA DE DATOS

El nuevo Teatro Alameda en cifras

170 mt2 medirá el escenario para recibir orquesta y grandes producciones

1905 metros tiene el interior del teatro, el cual se restaurará con su decoración original

2200 metros de construcción con el foyer, taquilla, servicio médico, sanitarios, etc.

1000 espectadores disfrutarán del nuevo Teatro Alameda.

62 millones es la inversión en la restauración y rescate del interior del inmueble.

13 millones está costando reforzar el cascarón.