Inauguran museo LGBT en la capital británica y celebrar la historia y la cultura queer

#Soy Inauguran el primer museo LGBT+

Esta semana abrió sus puertas en la capital británica un recinto cuyo objetivo es celebrar la historia y la cultura queer y hacer que todos la conozcan

El primer museo LGBT+ del Reino Unido fue inaugurado esta semana en Londres con el objetivo de celebrar la historia y la cultura queer y para hacer que todos la conozcan.

Para el verano, el recinto tiene prevista una gran exposición de fotografías, obras de arte y vestimentas, pero desde ya los visitantes pueden descubrir imágenes que exploran la historia y la diversidad de la comunidad LGBT+ británica, desde los travestis de la época victoriana hasta las marchas del orgullo gay de los últimos años.

Se destacan pioneros como Roberta Cowell, piloto de carreras y la primera mujer trans británica conocida, quien se sometió a una cirugía de reasignación de género, o Justin Fashanu, el primer futbolista que declaró públicamente su homosexualidad en 1990.

Este museo «es un lugar permanente para celebrar lo que somos, las increíbles contribuciones que hemos hecho a la historia, y educar a la nación para que conozca también esas contribuciones», dijo a la agencia AFP Stephanie Stevens, quien es una de los responsables del museo.

«Queremos llegar a todos», sea cual sea su identidad de género o sexualidad, aseguró la también activista transgénero.

Elisha Pearce, una joven de 21 años, descubre una foto de soldados de la Primera Guerra Mundial vestidos de mujer y admite que no «pensaba que este tipo de fotos existían».

«Es importante que entendamos cómo ha evolucionado nuestra historia y cómo hemos llegado a donde estamos hoy», comentó.

Visibilidad

Este museo es «algo que necesitábamos desde hace muchos años en nuestro país», dijo otro visitante, Richard Halstead, de 59 años, quien espera que esto aporte visibilidad a la comunidad.

Las fotografías expuestas muestran también lo que se ha conseguido, por ejemplo tras aceptar en cargos públicos a homosexuales. En 1977 el Partido Laborista se negó a investir a Maureen Colquhoun, la primera diputada laborista abiertamente lesbiana, aunque la decisión fue revocada un año después por la dirección del partido.

Décadas después, Ruth Davidson, una política abiertamente gay, se convirtió en una popular líder de los conservadores escoceses, hasta su salida en 2019.

También el diputado conservador Jamie Wallis, quien en marzo de este año se declaró abiertamente transgénero, ha recibido mensajes de apoyo de todo el espectro político, incluido el primer ministro brtitánico, Boris Johnson.

La homosexualidad dejó de ser un delito en Inglaterra y Gales desde 1967. El matrimonio entre personas del mismo sexo está permitido desde 2014 en Inglaterra, Escocia y Gales, pero sólo desde 2020 en Irlanda del Norte, donde los unionistas ultraconservadores en el poder se oponían ferozmente.

Sin embargo, la comunidad LGBT+ tiene aún varios combates pendientes. El mes pasado se levantó cuando el gobierno británico quiso retirar la prohibición de las terapias de conversión que pretenden cambiar la orientación sexual.

Para Stephanie Stevens «en los tiempos actuales es importante recordar que pasan cosas en el mundo que no están a la altura y sobre las cuales hay que trabajar».

Esta entrada fue publicada en Mundo.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.