“El Orgullo de ser negro”…

El poeta Aimé Césaire: El orgullo de ser negro

Con el senegalés Léopold Sédar Senghor y el guayanés Léon-Gontran Damas, forjó el concepto de negritud, el “orgullo de ser negro”.

El poeta martiniqués Aimé Césaire  es el padre de la negritud, cuyo combate contra la esclavitud halló eco desde África hasta Estados Unidos.

Figura emblemática de las Antillas francesas.

Césaire, es un “símbolo de esperanza para los pueblos oprimidos”

Nacido en 1913 en Basse-Pointe, Martinica, en el seno de una familia modesta, Césaire creció rodeado de la miseria de la población rural de una isla profundamente marcada por dos siglos de esclavitud, que por entonces tenía el estatuto de colonia.

Estudiante en París en los años 30, forjó con el senegalés Léopold Sédar Senghor y el guayanés Léon-Gontran Damas el concepto de negritud, la consciencia de la identidad negra y el “orgullo de ser negro”.

La negritud se desbordó rápidamente de los círculos intelectuales franceses para extenderse por los países colonizados de África, el Caribe y entre los militantes negros estadunidenses en lucha por los derechos cívicos.

Su mensaje pasó entonces a tener carácter universal, reflejado en su “Discurso sobre el colonialismo” de 1950.

La población, que lo llamaba afectuosamente “papá Cesaire”.

Fue alcalde en sun tierra natal durante 56 años (1945-2001).

Autor de Cahier d’un retour au pays natal y consagró su vida a la literatura y la política, en los que plasmó todos sus combates contra el colonialismo y el racismo.

 

 

Esta entrada fue publicada en Mundo.