El Altar a La Patria….

Majestuoso monumento dedicado a los Niños Héroes

Tiene 6 columnas de mármol coronadas por águilas y llamas, al centro la Patria que sostiene el cuerpo de uno de los Niños Heroés.

Foto: Julio Vargas /

El Sol de México

Organización Editorial Mexicana

Redacción El Sol de México

Inaugurado inicialmente como un homenaje a los Niños Héroes, el majestuoso monumento levantado en su memoria terminó por convertirse en el Altar a la Patria, porque ha sido el sitio en el que los mandatarios extranjeros rinden honores a México cuando realizan visitas de Estado

La construcción se ubica a la entrada de la Primera Sección del Bosque de Chapultepec, fue realizado por Ernesto Tamariz, artista especializado en obras funerarias y religiosas, y Enrique Aragón, y está resguardada por dos imponentes leones de bronce y que estaban cerca de la fuente de la Diana Cazadora.

El monumento sustituyó a uno más modesto que se ubica atrás del actual y su majestuosidad y blancura es un homenaje a los 200 cadetes que lucharon el 13 de septiembre de 1847 desde el Castillo de Chapultepec, donde se ubicaba el Colegio Militar, en contra del avance de las tropas estadunidenses.

FUE INAUGURADO EN 1952

El monumento fue inaugurado en 1952 un siglo y cinco años después de esa batalla heroica, durante el mandato del presidente Miguel Alemán Valdés, y en él se depositaron los restos de seis alumnos de ese plantel: Fernando Montes de Oca, Juan Escutia, Agustín Melgar, Francisco Márquez, el coronel Vicente Suárez y el teniente Juan de la Barrera, así como los del comandante del Batallón de San Blas, Felipe Santiago Xicoténcatl.

El monumento tiene seis columnas enormes de mármol coronadas por águilas y llamas, mientras que al centro está una estatua de la Patria que sostiene el cuerpo de uno los jóvenes caídos durante la invasión estadunidense, otro permanece de pie con un gesto heroico y todas las figuras están envueltas por la Bandera Nacional; y a sus pies está la siguiente frase “A Los Defensores de la Patria 1846-1847”.

Debido a que su superficie de mármol de Carrara era utilizada por patinadores para correr velozmente por el monumento, las autoridades civiles y militares terminaron por restringir el acceso al mismo para conservarlo en buenas condiciones.

Esta entrada fue publicada en Mundo.