Al inicio del Adviento en Querétaro

Hoy inicia el año litúrgico

Diario de Querétaro

José Luis Rodríguez

Hoy inicia el año litúrgico de la Iglesia católica con el primer Domingo de Adviento, tiempo de preparación para recibir la navidad, en donde se invita a todos los fieles a la conversión y a rechazar el pecado, sobre a prepararse para recibir a Jesús, informó el vocero de la Diócesis de Querétaro, Saúl Ragoitia Vega.

El presbítero hizo hincapié en que la navidad no es el “día del árbol” ni de Santa Claus; es el nacimiento de Cristo, el árbol no es un signo cristiano, incluso hasta por el tema ecológico debemos evitar el tema del árbol.

También, añadió: “debemos evitar el Santa Claus, no es su día, invito a todos los católicos a que no fomenten la cultura del Santa Claus, ni de los alces o renos, es el día de Jesús”.

Ragoitia explicó que en esta temporada de adviento “hay diferentes signos que la Iglesia propone como el pesebre, que puede significar el corazón del hombre que tenemos qué prepararlo para el nacimiento de Cristo, y otro es la corona de adviento”.

Otro signo importante, dijo, “son las posadas, pero no las que se convierten en guateque o pachanga, eso no es cristiano; deben ser posadas bíblicas para recordar el caminar de la sagrada familia a Belén donde no encuentran posada y la única que se les da es un pesebre. Ese es el sentido y si eso promueve la unión familiar, genial, pero hasta ahí”.

Por separado, el presbítero José Luis Salinas Ledesma, presidente de la Comisión Diocesana de Pastoral Profética, explicó que “el tiempo de adviento que ahora comenzamos es un tiempo oportuno para revisar nuestra vida y confrontarla con el plan de Jesús”.

“Es un tiempo de conversión personal y comunitaria, porque nos lleva a tomar conciencia de que somos peregrinos en este mundo y vamos en camino hacia la patria eterna. Que la esperanza en la salvación definitiva en Jesús nos lleve a vivir con la cabeza levantada con dignidad y la seguridad de que no estamos solos, Jesús camina con nosotros hasta la vida eterna”, agregó.

Al referirse a los compromisos personales y comunitarios en este tiempo de adviento, Salinas Ledesma dijo que los fieles debieran “hacer un programa de vida para vivir mejor el Adviento, hacer un buen examen de conciencia y confesarse para renovar la comunión con Jesús, así como intensificar los momentos de oración personal y comunitaria, evitar caer en el sinsentido del consumismo que ofrece el mundo hoy y vivir el tiempo de Adviento como tiempo de salvación”.